Toma una buena y profunda respiración
– tú y tu alma juntos –
haciendo un elegante giro hacia ti.

(Misterios del Amor)